Image
Window Controlling Cancer

Tras años de avances, los pacientes con cáncer tienen más esperanzas

“Usted tiene cáncer” debe ser una de las cosas más aterradoras que una persona puede escuchar de su doctor.

Sin embargo, actualmente ya no es una sentencia de muerte, como solía serlo hace 30 años. Los exámenes de detección temprana, los avances en los tratamientos y el gran énfasis en prevención han ayudado a reducir la incidencia de algunos cánceres y a aumentar las tasas de supervivencia de los pacientes con cáncer.

Mes de la lucha contra el cáncer

Las organizaciones centradas en la lucha contra el cáncer cobran protagonismo en abril gracias a una declaración realizada en 1943 por el presidente Franklin D. Roosevelt. Éste invitó a los doctores, las universidades, los medios de comunicación y otras organizaciones a concientizar a la población sobre esta enfermedad.

Han pasado 79 años desde el primer Mes del Control del Cáncer. Los incidentes de cáncer siguen aumentando a medida que la gente vive más tiempo, pero el número de muertes por cáncer ha disminuido drásticamente y sigue bajando.

Niño con Cancer usando capa de superheroe

Según las cifras

En 2021 se diagnosticaron 1.8 millones de casos de cáncer en Estados Unidos. La Sociedad Americana del Cáncer (ACS) prevé 1.9 millones de nuevos casos en 2022 y 609,360 muertes por cáncer. Esto supone unas 1,670 muertes al día.

Este número de muertes es alto, pero esas cifras han disminuido drásticamente en los últimos 28 años. La tasa de cáncer para hombres y mujeres ha disminuido un 32% desde 1991 hasta 2019, el año más reciente del que hay datos disponibles, según la ACS.

Ese descenso del 32% significa que casi 3.5 millones de personas menos murieron de cáncer durante ese tiempo. Gran parte de este éxito se debe a que hay menos personas que fuman, lo que ha provocado un descenso de los cánceres de pulmón y otros relacionados con el tabaquismo.

Otros factores que contribuyen a una menor tasa de mortalidad son:
 

  • La quimioterapia después de la cirugía del cáncer de colon y de mama
  • Los tratamientos combinados para más tipos de cáncer
  • La detección precoz mediante la mejora de las pruebas de detección del cáncer de mama, cuello del útero, colon, próstata, recto y pulmón
Hombre poniéndose protector solar

Prevención del cáncer

A veces el cáncer simplemente ocurre. Puede haber factores hereditarios que contribuyan al desarrollo de cánceres como el de colon, mama, próstata, páncreas y ovarios. Los doctores han identificado las mutaciones genéticas y están trabajando para abordarlas en un intento de controlar el desarrollo del cáncer.

Otras veces, personas perfectamente sanas desarrollan cánceres de sangre como la leucemia o el linfoma. Incluso los no fumadores pueden desarrollar cáncer de pulmón. Es algo que simplemente ocurre.

Sin embargo, entre el 30% y el 50% de los casos de cáncer se puede prevenir. Actualmente existen vacunas que reducen el riesgo de algunos cánceres de transmisión sexual. También es importante practicar lo siguiente para ayudar a reducir las posibilidades de desarrollar algunos tipos de cáncer:
 

  • Evita el consumo de tabaco, incluido el tabaco sin humo o los cigarrillos electrónicos.
  • Lleva una dieta rica en frutas y verduras.
  • Mantén un peso saludable.
  • Haz ejercicio con regularidad.
  • Limita el consumo de alcohol.
  • Practica el sexo seguro.
  • Ponte la vacuna contra el virus del papiloma humano (VPH).
  • Vacúnate contra la hepatitis B.
  • Protege tu piel de la radiación ultravioleta.
  • Reduce la exposición a otros tipos de radiación debido al trabajo o al entorno.
  • Reduce la exposición al humo de combustibles sólidos como la madera o el carbón.
  • Realiza visitas médicas recurrentemente.
Mujer sentada en una banca

Las disparidades persisten

Los avances generales en la lucha contra el cáncer han sido prometedores. Sin embargo, existen disparidades significativas en lo que respecta al diagnóstico, tratamiento y tasas de supervivencia de ciertos grupos, según el Instituto Nacional del Cáncer:
 

  • Los afroamericanos tienen tasas de mortalidad más altas que cualquier otro grupo étnico para muchos tipos de cáncer, aunque no para todos.
  • Las mujeres afroamericanas tienen más probabilidades de morir de cáncer de mama que las blancas, a pesar de tener tasas de diagnóstico similares.
  • Los hombres negros tienen el doble de probabilidades de morir de cáncer de próstata que los blancos. También tienen la tasa de mortalidad por cáncer de próstata más alta entre todos los grupos de población de EE.UU., a pesar de que la tasa de mortalidad general ha descendido considerablemente.
  • Las personas con más estudios tienen menos probabilidades de morir de cáncer de colon y recto antes de los 65 años que las que tienen menos estudios, independientemente de la raza o la etnia.
  • Las mujeres hispanas y negras tienen tasas más altas de cáncer de cuello del útero que las mujeres de otros grupos.

Comienza con tu médico

Tener una buena relación con tu doctor de atención primaria es la mejor manera de comenzar tu viaje de atención médica a largo plazo. Ellos pueden guiarte por un camino que te ayudará a evitar los riesgos que probablemente conducen al cáncer. También pueden guiarte hacia los especialistas adecuados, si alguna vez recibes ese diagnóstico.

Puedes establecer estas relaciones con AltaMed. Empieza poniéndote en contacto con nosotros hoy mismo, llama al (877) 462-2582.

Regístrate para recibir actualizaciones del COVID-19

Regístrate para recibir actualizaciones por correo electrónico sobre la información que te interesa a tí y a tus seres queridos.

Inscríbete Ahora

Image
Mujer

Mamografías: Una poderosa herramienta para la detección temprana del cáncer de mama

La Sociedad Americana Contra el Cáncer estima que este año serán diagnosticados más de 330,000 casos nuevos de cáncer de mama. Este tipo de cáncer es el segundo más común en mujeres estadounidenses, precedido por el cáncer de piel. Hay una probabilidad de que 1 de cada 8 mujeres desarrolle cáncer de mama en algún momento de su vida.

Esto no sorprende, considerando que después del cáncer de pulmón, el cáncer de mama es la mayor causa de muerte por cáncer en la población femenina. Tan solo este año, más de 43,000 mujeres perderán la vida a causa de este tipo de cáncer.

Desde 2007, las tasas de mortalidad por cáncer de mama se han mantenido relativamente estables en mujeres menores de 50 años, y han disminuido en mujeres mayores, cayendo cada año un 1% desde 2013 hasta 2018. 

Se cree que una de las razones de este descenso es la detección temprana como resultado de una mejora en las técnicas de detección, y una herramienta extremadamente poderosa en la lucha contra el cáncer de mama es la mamografía.

¿Qué es una mamografía?

Una mamografía es una radiografía de la mama que puede ayudar a los médicos a detectar signos de cáncer. Se considera uno de los mejores métodos para detectar cáncer de forma temprana, algunas veces hasta muchos años antes de que se manifieste.

El Grupo de Trabajo de Servicios Preventivos de Estados Unidos recomienda a las mujeres que se hagan una mamografía cada dos años a partir de los 50 años. Cualquier mujer con un pariente cercano (padres, hermanos o hijos) que haya padecido cáncer de mama debe hablar con su médico acerca de hacerse la mamografía antes.

Las mamografías de control terminan cuando no hay síntomas o signos de cáncer. Estas usualmente implican tomar al menos dos imágenes de cada mama. 

Las mamografías de diagnóstico terminan cuando hay evidencia de cáncer de mama, como un bulto, dolor de pecho, engrosamiento de la piel de las mamas, cambio en el tamaño de las mamas o secreción del pezón. Las mamografías de diagnóstico usualmente toman más tiempo y requieren más imágenes.

Doctora revisando una radiografía de cerebro

Pros y contras

La detección temprana con radiografías de las mamas ha demostrado reducir el número de muertes por cáncer en mujeres de 40 a 74 años, especialmente en aquellas de más de 50. Hasta ahora no ha habido estudios que demuestren los beneficios del chequeo regular en mujeres menores de 40 años.

Al igual que con cualquier procedimiento sanitario, los pacientes deben hablar con sus doctores acerca de los beneficios y riesgos de una radiografía. Si bien las mamografías son una gran herramienta, hay algunos riesgos a considerar:
 

  • Falsos positivos — A veces los radiólogos encuentran una anomalía que no necesariamente es cáncer. Cualquier anomalía debe ser objeto de seguimiento con una mamografía de diagnóstico, una ecografía o una biopsia. Los falsos positivos pueden ser motivo de ansiedad y son más comunes en mujeres jóvenes.
  • Sobrediagnóstico y sobretratamiento — Algunas mamografías de control detectan tumores no invasivos en el revestimiento de los conductos mamarios, llamados ductal carcinoma in situ (DCIS), los cuales deben ser tratados, mas no ponen en riesgo la vida. 
  • Falsos negativos — El cáncer no se detecta en un 20% de las mamografías de control. Esto puede llevar a un retraso en el tratamiento, que suele ocurrir cuando las mujeres tienen mayor densidad mamaria.
  • No siempre se salva la vida — La detección no siempre da un resultado positivo. Es posible que el cáncer ya se haya extendido, o que la mujer tenga otros problemas de salud que pongan en riesgo su vida. 
  • Radiación — La cantidad de radiación de una mamografía es bastante reducida, sin embargo, la exposición repetida a ella puede originar cáncer. Los beneficios suelen ser mayores que los riesgos, pero es importante que, como paciente, hables con tu médico al respecto.

Si te vas a someter a una mamografía por primera vez, hay algunos aspectos que deberás considerar. Tu mamografía puede requerir de un seguimiento con ecografía o de una conversación con tu médico. 

 Mujeres hablando en el hospital

Atendiendo tus necesidades únicas

Las mujeres tienen necesidades de salud únicas en cada etapa de sus vidas — ¡desde la adolescencia a la maternidad y más allá! Como hemos dicho, la población femenina tiene más riesgo de desarrollar cáncer de mama, enfermedades cardíacas, problemas de tiroides y derrames cerebrales, por tanto, requiere de una atención que tome en cuenta todas sus necesidades. 

El experimentado equipo de médicos bilingües de AltaMed se enorgullece de mantenerte sana a cualquier edad y de ofrecer atención personalizada y discreta para tu bienestar físico y mental. A través del Departamento de Servicios Sanitarios del Estado de California, el programa Cada Mujer Cuenta (EWC) ofrece pruebas gratuitas de detección del cáncer, incluyendo mamografías. Las mujeres que no reúnen los requisitos para someterse a estas pruebas pueden pedir que se les remita a opciones de bajo costo. 

Deja que nuestro equipo certificado de asesores bilingües te ayude a explorar nuestras opciones para que encuentres el programa que mejor se adapte a ti y tu familia.

Image
Colorectal Cancer

La detección temprana puede frenar el cáncer de colon y recto

Marzo es el Mes Nacional del Cáncer Colorrectal, una temporada para aumentar la consciencia en uno de los tipos de cáncer que, si bien es de los más comunes tanto en hombres como en mujeres, también tiene una de las tasas más altas de supervivencia si es detectado a tiempo.

La Sociedad Americana contra el Cáncer estima que habrá más de 106,000 casos nuevos de cáncer de colon y cerca de 45,000 casos nuevos de cáncer rectal en 2022. El riesgo de desarrollar cáncer de colon y recto a lo largo de la vida es de aproximadamente 1 de cada 23 hombres y 1 de cada 25 mujeres. Hemos reunido información sobre las causas, los riesgos y las medidas para prevenir el cáncer de colon y recto.

Definición del cáncer de colon y recto

Al cáncer de colon y recto también se le conoce simplemente como cáncer de colon. Es una enfermedad que se desarrolla en el colon o en el recto, el cual es el canal de paso del colon al ano.

A menudo se considera un problema de salud masculino porque los hombres son más propensos a desarrollarlo, sin embargo, afecta tanto a hombres como a mujeres.

El cáncer de colon y recto comienza con unos crecimientos anormales llamados pólipos, los cuales pueden convertirse eventualmente en cancerígenos. Existe una excelente posibilidad de supervivencia si se detectan a tiempo, pero, de lo contrario, si no se detectan, pueden volverse cancerosos. De no ser tratado, el cáncer se extenderá rápidamente a otras partes del cuerpo.

Los médicos recomiendan que todas las personas mayores de 50 años se sometan a las pruebas de detección. No obstante, las personas con antecedentes familiares de cáncer de colon deben someterse a estas pruebas con mayor frecuencia.

Mujer con Dolor en un Sofa

Los síntomas

Normalmente no suele presentarse ningún síntoma de cáncer de colon y recto hasta que éste ha comenzado a esparcirse. Por eso los exámenes son tan importantes. Los síntomas podrían incluir:
 

  • Un cambio notable en los hábitos intestinales que dura cuatro semanas o más
  • Deposiciones con sangre
  • Dolor de estómago o calambres duraderos
  • Pérdida de peso inexplicable

Si presentas cualquiera de estos síntomas, visita a tu doctor lo antes posible, especialmente aquellos relacionados con tus hábitos de evacuación intestinal.

Mano con un Cigarro

Factores de riesgo

Algunos factores de riesgo son inevitables, mientras que otros están bajo tu control.

La edad —la cual no se puede controlar— es el factor de riesgo número uno para cáncer de colon. Nueve de cada diez casos de cáncer de colon y recto se presenta en personas de 50 años o más.

Otros riesgos son:
 

  • Antecedentes personales de enfermedad inflamatoria intestinal
  • Antecedentes familiares de cáncer de colon y recto
  • Ciertas anomalías genéticas o heredadas, como el síndrome de Lynch, la poliposis adenomatosa familiar (PAF) y otras

Hazle saber a tu doctor si tienes cualquiera de estos factores de riesgo. Es posible que te recomienden someterte a pruebas más tempranas o más frecuentes.

Llevar un estilo de vida saludable contribuye en gran medida a reducir el riesgo de cáncer de colon. También puede reducir el riesgo de padecer otros tipos de cáncer, enfermedades cardíacas, artritis, diabetes, depresión, entre otras.
 

Doctora con Paciente Mayor Mostrandole Resultados

¡Programa una revisión!

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades recomiendan la realización de revisiones periódicas a partir de los 50 años, para quienes no tengan problemas de salud especiales o antecedentes familiares de problemas de colon. Las revisiones deben continuar hasta los 75 años. Estos exámenes son una de las mejores protecciones contra muchos tipos de cáncer. Los adultos de entre 76 y 85 años deben someterse a las pruebas de detección sólo cuando lo indique un doctor.

Existen varias formas de detectar el cáncer de colon y recto. Tu doctor te recomendará la mejor opción en función de tu historial médico, tus factores de riesgo actuales y tus preferencias personales. Algunas pruebas, como la prueba inmunoquímica fecal (FIT), se realizan una vez al año, e incluso pueden hacerse en tu propia casa sin ninguna preparación especial.

La colonoscopía es una prueba más invasiva, pero sólo se realiza una vez cada 10 años. En muchos casos, las pruebas de detección del cáncer de colon y recto están cubiertas sin costo alguno por la mayoría de los planes de cobertura médica.

Estamos aquí para atenderte

Acércate a AltaMed para someterte a una prueba de detección, especialmente si la has estado posponiendo. Es posible que puedas obtener un kit FIT por correo, pero aun así es necesario que acudas. Llámanos al (888) 499-9303 para obtener más información y programar una cita.

Tras años de avances, los pacientes con cáncer tienen más esperanzas