Image
Enfermedades transmitidas por los alimentos que cocinan en la familia
Alimentación saludable y ejercicio

Evita que las enfermedades transmitidas por los alimentos arruinen tu picnic de verano

El verano de diversión está a la vuelta de la esquina después de más de un año de distanciamiento social y estar encerrados. Tenemos la oportunidad de volver a encontrarnos, siendo cuidadosos, con amigos y familiares. Tomemos un par de minutos para repasar algunos consejos básicos de seguridad con los alimentos, para las carnes asadas en el patio y las comidas al aire libre en el parque.

La limpieza y la preparación cuidadosa son importantes para evitar que las bacterias, toxinas, parásitos y gérmenes arruinen tu diversión. Después de todo, lo único que quieres de estas celebraciones, es llevarte a casa los buenos recuerdos.

Hombre en sillón con intoxicación alimentaria

Conceptos básicos sobre la intoxicación por alimentos

Cada año, alrededor de 48 millones de personas en los Estados Unidos padecen de algún tipo de enfermedad transmitida por alimentos, también conocida como intoxicación alimenticia. La intoxicación alimenticia muy seguido es causada por una bacteria o un virus que puede provenir de casi cualquier lugar. Los alimentos pueden contaminarse cuando se cosechan, procesan, distribuyen o cuando se preparan.

La mayoría de las enfermedades transmitidas por los alimentos causan diarrea y vómito, y se curan por sí solas en uno o dos días. Las personas con sistemas inmunológicos comprometidos, los ancianos, los niños pequeños y las mujeres embarazadas tienen un mayor riesgo de sufrir complicaciones graves e, incluso, potencialmente mortales.

Algunas de las causas más comunes de enfermedades transmitidas por alimentos son:
 

  • Escherichia coli: Algunas E. coli pueden causar enfermedades graves, mientras que otras son inofensivas. Cocina bien los alimentos, no bebas leche sin pasteurizar y mantén las manos limpias cuando prepares la comida, para evitar la propagación de E. coli.
  • Norovirus: Este virus proviene del consumo de agua o alimentos contaminados. También se puede transmitir de persona a persona, así que es bueno que te laves las manos, y laves bien las frutas y verduras.
  • Salmonela: La carne, frutas, verduras, especias, nueces y huevos pueden estar contaminados, así que asegúrate de cocinar y lavar bien los alimentos antes de comerlos.
  • Listeria: La listeria generalmente es causada por comer carnes frías no bien procesadas y productos lácteos no pasteurizados. La infección puede pasar del intestino a la sangre o al cerebro, y provocar una infección sanguínea o meningitis que puede ser mortal. También puede causar enfermedades graves en las mujeres embarazadas, como aborto espontáneo, muerte fetal, trabajo de parto prematuro o muerte en el recién nacido. Es importante mantener limpias las áreas de preparación de alimentos y los utensilios, restregar las frutas y verduras al lavarlas, y cocinar bien la carne.
  • Hepatitis A: Este es un virus que se encuentra en el agua, las ensaladas y los mariscos contaminados. Por lo general, aparece de dos a cuatro semanas después de la exposición y se cura por sí sola en dos semanas.
Comida en la parrilla


Más protegidos en cuatro pasos

Las bacterias necesitan la oportunidad para reproducirse y los virus necesitan la posibilidad de propagarse. ¡No los dejes! Puedes reducir el riesgo de que tu familia contraiga una enfermedad transmitida por los alimentos si recuerdas limpiar, separar, cocinar y enfriar ¡todo el tiempo!

Lávate las manos, y lava la verdura y la fruta: Usa algunas toallitas antibacteriales para las manos y lava las frutas y verduras antes de empacarlas, en caso de que no haya agua disponible en el lugar al que vas. Siempre límpiate las manos con las toallitas después de tocar carne cruda y cubre las superficies si no puedes limpiarlas. Limpia la parrilla y los utensilios antes y después de usarlos. Asegúrate de revisar las cerdas de los cepillos y las parrillas públicas, para ver si tienen sobrantes de comida.

Separa los alimentos crudos de los cocinados: Las bacterias viven en la carne y los mariscos crudos hasta que estos son cocinados, así que no permitas que los alimentos crudos toquen las carnes cocinadas u otros alimentos que están listos para comerse. Desecha los adobos para marinar, y no dejes que nadie toque los alimentos preparados. Coloca la comida cocinada en su propio plato y usa diferentes utensilios para mover las carnes y los mariscos, crudos y cocinados.

Cocina bien la carne: El lograr matar las bacterias dañinas depende de que la carne alcance la temperatura interna adecuada. La mejor forma de asegurar que esto suceda, es con el uso de un termómetro para carnes. La carne de res, cerdo y pescado deben alcanzar los 145 grados (Fahrenheit). Las hamburguesas deben llegar a los 160 grados. El pollo y el pavo se cocinan a 165 grados. El ahumar carnes requiere que las temperaturas alcancen entre 225 y 300 grados.

Conserva los alimentos fríos: El hielo es extremadamente importante en los picnics, porque a las bacterias les gustan los ambientes cálidos (entre 40 y 140 grados). Es por eso que debes mantener la ensalada de papas, los huevos rellenos y el pudín de plátano en la hielera, hasta que llegue el momento de servirlos. También conserva la carne en la hielera hasta que vayas a asarla en la parrilla. Los alimentos deben refrigerarse dentro de las dos horas después de haberse cocinado, o antes si el clima alcanzó los 90 grados o más. Tira todo lo que haya estado a temperatura media, más tiempo.

Mamá y niños desinfectándose las manos

Recuerda protegerte de COVID-19

No podemos finalizar este artículo sin recordarte que COVID-19 no está completamente bajo control. Reúnete únicamente con familiares cercanos o amigos que ya estén vacunados o se hayan recuperado de COVID-19. Usa una mascarilla siempre que sea posible, lávate las manos con frecuencia y trata de mantener algo de espacio con los demás.

AltaMed te cubre

La intoxicación alimenticia, las quemaduras solares, los tobillos torcidos, los tirones musculares, el agotamiento por calor y la deshidratación son algunos de los problemas que pueden pasar durante el verano si no se tiene cuidado. No dejes que nada de esto te desanime de salir al aire libre para hacer ejercicio, llenarte de deliciosas frutas y verduras de temporada y llevar una vida activa y saludable. AltaMed está aquí para ayudarte si te excedes. Conoce cómo comenzar con AltaMed o llámanos al (888) 499-9303. AltaMed está aquí para ayudarte si te excedes. Conoce cómo comenzar con AltaMed o llámanos al (888) 499-9303.

Regístrese para recibir actualizaciones del COVID-19

Regístrese para recibir actualizaciones por correo electrónico sobre la información que le interesa a usted y a sus seres queridos.

Inscríbase Ahora

Evita que las enfermedades transmitidas por los alimentos arruinen tu picnic de verano