Cáncer del colon y recto: conoce tus riesgos y hazte la prueba

Julio 02, 2019

Si solo te quedas con un consejo de este artículo, que sea este: la prueba del cáncer del colon y el recto es una de las mejores maneras de protegerte de esta enfermedad mortal, así que habla con tu doctor acerca de cuándo es bueno que te hagas esta prueba.

Tómate un par de minutos más para conocer acerca de las causas, los riesgos y la prevención del cáncer del colon y el recto. Entre más sepas, será más fácil el seguir los pasos indicados para protegerte.

¿Qué es el cáncer del colon y recto?

Large Intestine

El cáncer del colon y recto es el segundo cáncer más mortal en los Estados Unidos. Se piensa comúnmente que es un problema de salud en los hombres porque, no obstante tanto los hombres como las mujeres corren el mismo riesgo, los hombres están más propensos a desarrollar cáncer rectal. También conocido simplemente como cáncer del colon, es una enfermedad que aparece en el colon (intestino) o en el recto (el camino de paso entre el colon y el ano). El cáncer de colon inicia con la aparición de masas anormales llamadas pólipos, que pudieran convertirse en cancerosos con el paso del tiempo. Si estos pólipos son detectados a tiempo, existe un excelente pronóstico de supervivencia. Sin embargo, si se deja sin detección alguna, los pólipos pueden hacerse cancerosos con rapidez. Y sin el tratamiento, el cáncer de colon puede extenderse rápidamente a otras partes del cuerpo. Es por esto que todos los que tengan 50 años de edad deben hacerse el examen.

¿Cuáles son los síntomas?

dolor estomago

Muy seguido el cáncer del colon y recto no presenta síntomas, motivo por el cual las pruebas de rutina pueden significar la diferencia entre la vida y la muerte. En la medida en que la enfermedad avanza en el cuerpo, los síntomas más comunes son:

  • Un cambio notorio en la frecuencia con que defecas que dura cuatro semanas o más.
  • Excremento con sangre (defecar muy seguido).
  • Dolores en el estómago o cólicos que no desaparecen.
  • Pérdida de peso sin justificación.

 

Si alguno de estos síntomas te son familiares, particularmente los relacionados con tu actividad intestinal y frecuencia para ir al baño, consulta a tu doctor de inmediato.

 

Factores de riesgo que no puedes cambiar

doctor con paciente

La edad es el factor de riesgo número uno para el cáncer del colon. Las estadísticas muestran que el 90% de los casos de cáncer del colon y recto ocurren en aquellos de 50 años de edad o mayores.

Otros factores de riesgo son:

  • Historial personal de enfermedad inflamatoria intestinal.
  • Historial familiar de cáncer del colon y recto.
  • Algunas anormalidades genéticas/hereditarias como el síndrome de Lynch, poliposis adenomatosa familiar (FAP, por sus siglas en inglés) y otras enfermedades.

Si tienes uno de estos factores de riesgo, tu doctor podría recomendar pruebas tempranas o más frecuentes.

 

Factores de riesgo que puedes controlar

mujer con audifonos

Cuando adoptas estilos de vida sanos para reducir tu riesgo de contraer cáncer del colon, también te proteges de muchos otros tipos de cáncer, de enfermedades del corazón, artritis, diabetes, depresión y más.

  • Si tienes sobrepeso, perder unas cuantas libras puede ayudar a reducir tu
  • El consumo en exceso de bebidas alcohólicas aumenta tu riesgo, trata de reducir su
  • El fumar o uso de tabaco aumenta tu riesgo para casi todos los tipos de cáncer y muchas otras enfermedades, toma medidas para
  • Aumenta tu actividad física, especialmente el ejercicio cardiovascular. Incluso el salir a caminar todos los días a un paso más o menos rápido ayuda.
  • Aumenta tu nivel de actividad. Incluso algunas caminatas enérgicas todos los días son de
  • Abandona la carne roja o los alimentos con carne roja procesada (como los hot dogs y las carnes frías), y opta por carnes magras como el pollo y el pescado.

 

¿Más de 50? ¡Programa la prueba!

doctor viendo al paciente

Para aquellos que no tienen una preocupación genética, familiar o personal de salud como las citadas, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) recomiendan exámenes habituales empezando los 50 años de edad, y pruebas siguiendo las recomendaciones del doctor hasta la edad de 75 años. Las pruebas preventivas de la salud son algunas de las mejores formas de protección en contra de muchos tipos de cáncer. Los adultos entre los 76 y 85 años de edad deben ser examinados solo cuando el doctor lo indique.

Existen varias formas distintas de pruebas para el cáncer del colon y el recto. Tu doctor te recomendará la mejor opción para ti con base en tu historial de salud, factores de riesgo actuales y tus preferencias personales. Algunos exámenes, como la prueba inmunoquímica fecal (FIT, por sus siglas en inglés), se hacen una vez al año y pueden hacerse desde casa. La colonoscopía es un examen más invasivo pero solo se realiza una vez cada 10 años. Además, los exámenes del cáncer del colon y el recto están cubiertos sin costo para ti por la mayoría de los planes de cobertura de salud.

Es importante que te sientas en confianza cuando hables de temas delicados de la salud con tu doctor. Es su trabajo escucharte hablar de tus problemas de salud y hacerte sentir seguro y respetado. Para ayudarte a encontrar al doctor con el que te sientas bien, para comenzar a establecer una gran relación doctor-paciente, hemos creado la herramienta en línea fácil de usar que te permite encontrar doctores con base en tus preferencias personales de sexo, idioma e, incluso, ubicación. Utilízala y luego ¡programa tu examen!

 

Inscríbete para recibir Artículos

Regístrese para recibir actualizaciones por correo electrónico sobre la información que le interesa a usted y a sus seres queridos

Qué puedes hacer para protegerte contra el cáncer de cuello uterino

Enero 01, 2020

A pesar de que el número de casos de cáncer de cuello uterino ha estado disminuyendo durante los últimos 40 años, pero las mujeres latinas y afroamericanas tienen una tasa más elevada de sufrir cáncer cervical de entre cualquier otro grupo en Estados Unidos. Además, el índice de muertes de mujeres latinas y afroamericanas a causa del cáncer de cuello uterino es mucho más alto que el de las mujeres caucásicas.

A diferencia de las enfermedades que son genéticas o hereditarias, las altas tasas de cáncer de cuello uterino en nuestras comunidades se deben a los hábitos: no se llevan a cabo las pruebas de Papanicolaou de rutina, no se conoce acerca del virus del papiloma humano (VPH), como tampoco sobre su vacuna que es muy eficaz. 

¿Nuestra receta para combatir el cáncer de cuello uterino? ¡Conocimiento! Continúa leyendo para que conozcas cómo las mujeres de todas las edades pueden protegerse y reducir sus riesgos.
 

¿Qué es el cáncer de cuello uterino?
diagram
El cáncer de cuello uterino ocurre cuando un grupo anormal de células comienza a multiplicarse en el revestimiento del cuello uterino o cérvix, que es la parte inferior del útero (donde el bebé se desarrolla durante el embarazo). Se trata de células que inician sanas, pero después se vuelven precancerosas. En algunas mujeres, estas células precancerosas desaparecen por sí solas. En otras mujeres, estas células se convertirán en cáncer cervical a lo largo de varios años y, en ocasiones, estas células se transformarán en cáncer en menos de un año. El tipo más común de cáncer de cuello uterino se llama carcinoma de células escamosas, pero también existen otros tipos de cáncer que pueden desarrollarse en el cuello uterino.

Los síntomas del cáncer de cuello uterino incluyen sangrado o flujo vaginal anormal, o dolor durante las relaciones sexuales. Desafortunadamente, cuando se producen los síntomas, es probable que el cáncer ya se haya propagado a los tejidos cercanos.

Cuando el cáncer de cuello uterino se detecta en sus etapas iniciales y se trata, el pronóstico es muy bueno, con una tasa de sobrevivencia tan alta como el 93%; es decir, el 93% de las mujeres que son diagnosticadas con cáncer de cuello uterino en las etapas más tempranas todavía siguen con vida cinco años después de su diagnóstico o inicio del tratamiento. Sin embargo, cuanto más tiempo pasa sin que el cáncer sea detectado o tratado, más se puede propagar en el cuerpo y volverse más mortal.
 

¿Qué causa el cáncer de cuello uterino?
cells
El VPH o el virus del papiloma humano no causa cáncer de cuello uterino en el 100% de los casos, pero la infección por VPH es el mayor factor de riesgo para contraerlo.

El VPH se transmite a través del sexo vaginal, anal u oral con alguien que ya está infectado con el virus. Incluso si la persona infectada no tiene signos ni síntomas, puede transmitir el VPH a su pareja sexual. En algunos casos, el VPH desaparece por sí solo y no causa problemas de salud, sin embargo, es mejor tomar medidas para evitar la infección.

La mejor protección contra la infección es la vacuna contra el VPH: los estudios demostraron que la vacuna es casi 100% efectiva para la protección contra el precáncer cervical. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) recomiendan comenzar la vacunación a los 11 o 12 años. Las mujeres pueden también obtener la vacuna hasta los 26 años de edad. Consulta con tu doctor de atención primaria para obtener información adicional.


Prevención del cáncer cervical
woman getting shot
Además de recibir la vacuna contra el VPH, tu mejor defensa es ver al doctor o ginecólogo con regularidad. La prueba de Papanicolaou es la primera manera en que los doctores buscan las células anormales. Las mujeres de 21 a 65 años deben realizarse una prueba de Papanicolaou cada tres años, o las mujeres de 30 a 65 años pueden hacerse la prueba cada 5 años si se realiza una prueba de VPH al mismo tiempo que la citología.Tu doctor te hará las pruebas que necesites.

Al igual que con muchos tipos de cáncer, es posible que hayas heredado de tu familia un mayor riesgo de contraerlo. Todavía hay cosas que puedes hacer para protegerte y reducir tus riesgos. Aquí te presentamos cosas que puedes hacer de inmediato:

  • Dejar de fumar.
  • Mantener un peso saludable.
  • Comer muchas frutas y verduras.
  • Practicar sexo seguro, ya que algunas enfermedades de transmisión sexual pueden aumentar tu riesgo o dejarte vulnerable


Cómo hacer que tus exámenes ginecológicos sean más cómodos
woman at doctor
Puede habilitarse para tener una visita cómoda y productiva con su ginecólogo siguiendo algunos de los siguientes pasos:

  • Pide ver a una doctora si no te sientes cómoda con un doctor del sexo masculino.
  • Lleva a una amiga o familiar para que te acompañe en la sala del examen.
  • No temas parar el examen y hacer preguntas.
  • Debes saber que todo lo que le sucede a tu cuerpo es normal y natural, y tu doctor o doctora lo han visto todo.
  • Comprende que tu visita puede ser un poco incómoda, pero nunca debe causarte dolor. Si en cualquier momento durante el examen sientes dolor, informa a tu doctor.


Si no tienes un ginecólogo que ves con regularidad o si deseas encontrar a alguien que hable tu idioma, AltaMed está aquí para ayudarte. Utiliza nuestra herramienta Encuentra un Doctor para buscar según tus preferencias. Puedes elegir a tu doctor por sexo para que te sientas más cómoda, por el idioma que prefieres y la ciudad. Encontrarás excelentes doctores de AltaMed que pueden mantenerte a ti y a toda tu familia sanos.


 

Exámenes de la salud después de los 50

Octubre 11, 2018

Incluso si has vivido una vida saludable, al llegar a los cincuenta años, aumenta el riesgo de desarrollar enfermedades crónicas como artritis, afecciones cardíacas, cáncer, diabetes e incluso depresión. Estas enfermedades pueden quitarte años de vida, así como afectar tu calidad de vida. 

Hacerte exámenes regulares puede ayudarte a:

  • Disminuir tu riesgo de contraer un padecimiento o enfermedad crónica.
  • Ahorrar dinero en tus costos médicos, ya que las enfermedades crónicas requieren de una atención médica adicional.
  • Retrasar o prevenir las enfermedades, al detectarlas en una etapa temprana y tratarlas. 

Básicamente, hay muchas razones para que estés a cargo de tu salud, especialmente porque la mayoría de los planes de seguro, incluidos Medicaid y Medicare, cubren una gran parte de los servicios preventivos y exámenes de detección. 

Conoce qué pruebas necesitas 
Estas son algunas de las pruebas de detección más comunes que necesitas a partir de los 50 años de edad:

  • Las mujeres deben hacerse una mamografía cada 2 años.
  • Prueba de detección de cáncer colorrectal cada año. 
  • Exámenes regulares de diabetes.
  • Pruebas de detección de trastornos de lípidos para controlar el colesterol en la sangre.
  • Los exámenes de detección de osteoporosis deben comenzar a los 60 años para mantener los huesos sanos. 

La mejor manera de mantenerte saludable y estar al día con tus exámenes, es hacerte revisiones médicas regulares. Dependiendo de tu sexo y tu historial de salud familiar, tu doctor puede recomendarte exámenes adicionales para la detección de enfermedades. 

Llámanos para obtener más información sobre los exámenes de salud que necesitas al ​​​​​​ (888) 499-9303